La Tecnología y la Condición Humana

Mi amigo el sabio ingeniero me platicó recientemente que cuando daba clases en una preparatoria como parte de sus prácticas profesionales hace unos años, uno de sus alumnos le dijo: “Vea esto maestro”, y, como si fuera una gracia, le mostró un video en su teléfono en el cual él y una de sus condiscípulas protagonizaban un acto sexual. Mi amigo lo regañó y trató de hacerle entender lo inmoral y lo incorrecto que eran sus acciones. Su respuesta fue: “¡Si todos lo hacen y se lo mandan a sus amigos!”.

Esta actividad de nuestra sociedad moderna se denomina “sexting”, un juego de palabras derivado de “texting”, que significa enviar mensajes principalmente a través de teléfonos celulares. En el sexting el contenido de los mensajes es erótico o pornográfico. El tema es de actualidad y algo prácticamente imposible de controlar. De acuerdo con Wikipedia, una encuesta entre 1,200 estudiantes en el año 2009 mostró que el 20% de ellos habían enviado fotos de sí mismos desnudos.

En muchas de mis Cavilaciones he hecho énfasis en que la tecnología ha logrado que sea más fácil y más rápida la distribución de todo tipo de información. Por ejemplo, la piratería de la música en una época consistió en grabar casetes y distribuirlos a unas cuantas personas. No se podía hacer más sin que nos costara mucho. Sabemos que hoy en día a través del Internet puede distribuirse una canción a todo el planeta en un instante sin que cueste nada. De la mima forma el intercambio de contenido sexual siempre ha existido. La diferencia es que hoy cualquiera puede generarlo y distribuirlo con mucha facilidad.

Podría uno comprender cómo un alumno de preparatoria, un ser humano todavía inmaduro, no sepa valorar sus acciones. Tal vez no comprenda que al enviar ese video a otra persona es muy posible que se distribuya sin control a través del Internet y que cause perjuicios serios para él y su amiga. Pero no pierdan el tiempo atribuyéndole estos actos a la juventud. Brett Favre, el famoso quarterback de los Green Bay Packers, ganador del SuperBowl y jugador más valioso múltiples veces, a la edad de 40 años trató de conquistar a una modelo dejándole mensajes de voz y enviándole una foto de sus genitales, causando un escándalo mayúsculo que le estropeó permanentemente su imagen (la modelo envió los mensajes a un periódico).

Podría uno especular que un jugador de la NFL pueda ser un buen atleta pero tal vez no tan astuto como para entender las posibles consecuencias de lo que seguramente consideró como un asunto privado. Tal vez la razón es que no entiende bien la tecnología. Pero no pierdan el tiempo atribuyéndole estos actos a no entender la tecnología. El general David Petraeus, Director de la CIA y ex-comandante de las fuerzas armadas estadounidenses en Afganistán y en Irak, renunció abruptamente al cargo máximo de la agencia de espionaje la semana pasada debido a que se descubrió que tenía una amante. Está prohibido que los militares y los espías cometan adulterio debido a que los pone en riesgo de divulgar secretos o de chantaje. Se descubrió el amorío porque el general y su novia utilizaron una cuenta de correo electrónico que contenía mensajes eróticos. ¡El Director de la CIA no midió las consecuencias de sextear en el Internet!

Ni las mejores telenovelas mexicanas hubieran concebido un guión similar al escándalo de Petraeus. La trama está muy complicada y no hay espacio para detallarla. Pero si vale la pena mencionar que el agente del FBI que inició la investigación está suspendido porque se descubrió que le enviaba fotos de él sin camisa a la mujer que le pidió ayuda porque había recibido correos electrónicos anónimos amenazantes que resultaron ser enviados por la amante del general.

Los humanos somos muy complejos y a veces tomamos decisiones de las cuales después nos arrepentimos y con frecuencia pagamos muy caro por las consecuencias. No pretendo juzgar a Petraeus por tener una amante ni al alumno por su relación con su compañera. Lo que quiero hacer notar es que por más que se quiera culpar a la tecnología por su efecto negativo, principalmente en la juventud, la tecnología simplemente ha logrado transparentar la condición humana. No se puede culpar al mensajero por las malas noticias. La tecnología es solamente la mensajera.

2 Respuestas a “La Tecnología y la Condición Humana

  1. Alejandro Rosas Romandia

    Pedro Ivan:

    Pobre del pobre si los hombres pretendemos juzgar al ex director de la CIA. Condición humana dijera mi buen amigo Watson.

    Saludos.

    _____

  2. Ivan:
    Como en anteriores cavilaciones se ha mencionado: la tecnologia ha entrado en nuestra vida de lleno y es el valor etico el que no se ha madurado en la epoca de la informacion: tenemos que proponer valores eticos tecnologicos.
    1.-al hablar con una persona en vivo. la persona en la linea no tiene prioridad.
    2.-los lugares publicos son de todos por tanto los celulares deberan de estar en vibrador.
    3. los celulares estan estrictamente prohibidos en actividades como manejar, caminar, asambleas, cines.
    4. no piratear informacion.
    agregue finalmente: la de no enviar pornografia en la red….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *