Vigilancia desde los Cielos

En un programa de la cadena National Public Radio de Estados Unidos, escuché el relato de Ross McNutt, un ingeniero que obtuvo su doctorado en MIT. McNutt daba clases de tecnología en una universidad militar en el año 2004, cuando las fuerzas armadas norteamericanas sufrían un número alarmante de bajas en Irak causadas por bombas caseras que se detonan por control remoto y por otros métodos, inclusive por suicidas.

La misión del grupo de McNutt en ese entonces fue desarrollar un sistema que les permitiera atrapar a quienes colocaban las bombas. El sistema que inventaron consiste de aviones con cámaras de alta resolución montadas en su fuselaje que toman una foto de la ciudad cada segundo y la envían en tiempo real a un centro de monitoreo. Cuando explota una bomba, se puede observar en las fotos el lugar y el instante preciso donde ocurrió y a partir de ese momento analizar las fotos anteriores para identificar al vehículo que la colocó. Como las fotos se toman continuamente, también se puede ver a dónde se dirigió dicho vehículo después de instalar la bomba. De esta manera pudieron capturar a muchos guerrilleros y el número de bajas disminuyó a la mitad.

Como muchas tecnologías que nacen para fines militares para después migrar a usos civiles, McNutt fundó una empresa para comercializar la tecnología como una herramienta de la policía para combatir el crimen. El sistema ha tenido poca tracción hasta el momento debido a que la opinión pública norteamericana se preocupa mucho por su privacidad. ¿Qué tal si se utiliza para espiarme? En todos lados hay mucha desconfianza en los gobiernos. Algunas ciudades norteamericanas han piloteado el sistema con éxito pero finalmente decidieron no adoptarlo debido a la presión de la ciudadanía.

El programa después describe con mucho detalle un lugar en donde se utilizó con éxito: Ciudad Juárez. El personal de la empresa dice que no puede revelar el nombre del cliente que los contrató en la época que la ciudad sufría 300 asesinatos y 200 secuestros al mes. Cuando acribillaron a una mujer policía, relatan cómo pudieron observarla desde que salió de su casa y ver cómo un grupo de vehículos la empiezan a seguir desde ahí trabajando en conjunto para emboscarla. Más adelante pudieron seguir a cada uno de los vehículos de los asesinos y vieron cómo se reunían con otros automóviles, incluyendo uno que ya estaban monitoreando por su relación con otro asesinato. El proceso siguió hasta que lograron identificar que todos coincidían en un mismo sitio en la ciudad: una casa que fungía como el centro de operaciones del cártel. Un analista de la empresa de vigilancia afirma en el programa que esta tecnología fue una de las herramientas claves para desmantelar el cártel.

Cada día hay menos restricciones en cuanto a lo que se puede lograr con tecnología. Esto debe obligarnos a hacer preguntas acerca de lo que debemos y no debemos hacer. ¿Ustedes qué opinan de esta tecnología?

Una respuesta a “Vigilancia desde los Cielos

  1. la tecnologia debe hacerse util. pero los humanos son inutiles, siempre detienen a quien no puede pagar su salida de la prision. somos inutiles a conveniencia estimado IVAN. muy interesante tu articulo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *