Servicios Legales en Línea

Durante los últimos diez años los avances tecnológicos han transformado irreversiblemente nuestra forma de vivir. Ha cambiado radicalmente la forma en que nos comunicamos, nos informamos, nos divertimos y trabajamos.

En unas Cavilaciones recientes mencioné algunos sitios de Internet para contratar a programadores, diseñadores gráficos, compositores de música para comerciales, traductores y proveedores de otros servicios. Sin embargo, muchos piensan que ciertos profesionistas, tales como los abogados, están protegidos de los embates de la tecnología. En realidad no hay ninguna actividad que no haya sido afectada o se vaya a transformar en el futuro cercano.

En Estados Unidos hay sitios de Internet que sirven para contratar servicios legales rutinarios tales como la elaboración de testamentos y actas constitutivas. Esto es posible en parte porque en nuestro país vecino no existen los notarios como en México (la función de los notarios americanos es atestiguar la firma de un documento sin el requisito de conocer su contenido; el notario no tiene ni que leerlo). Cualquier abogado puede crear estos documentos. Un acta constitutiva para una empresa cuesta $99 DLS, comparado con los miles que cuesta hacerlo en un despacho. El beneficiado es el consumidor y los perjudicados son los abogados que ofrecen estos servicios en despachos tradicionales.

Hay otras maneras de usar tecnología para mejorar la experiencia de contratar servicios profesionales. ¿Qué hace un individuo o una pequeña empresa cuando necesita servicios legales? Primero tiene que decidir con quien acudir indagando en sus redes de contactos. Después hacer una cita para visitar el despacho. Si se desea comparar precios hay que repetir el proceso, lo cual puede tardar semanas de tiempo valioso.

Aquí es donde entra Apolo Service, una empresa de Internet fundada por el abogado emprendedor local Josel Hernández, cuya meta es facilitar el contacto entre los despachos legales y sus futuros clientes. Si deseo contratar un servicio legal, me registro en el sitio de Internet de Apolo y describo mi problema con la ayuda de formularios. Apolo actúa como intermediario para ayudarme a escoger anónimamente a las firmas más adecuadas para mi problema. Las firmas seleccionadas compiten por adquirirme como cliente. Como parte del proceso yo puedo analizar las propuestas de las firmas y escoger la que más me convenga.

El rol de Apolo Service no termina cuando se contrata a un abogado. El sitio de Internet cuenta con herramientas para darle seguimiento al progreso del servicio contratado, incluyendo el rastreo de documentos y el monitoreo del proceso legal en tiempo real.

El impacto de Apolo Service no se restringe a servicios legales tradicionales. El mismo modelo se utiliza para contratar servicios contables, notariales y financieros. Este es un ejemplo clásico de cómo el Internet fomenta la competencia global y ayuda al consumidor a obtener mejores precios y mayor trasparencia en la contratación de servicios profesionales.

Aunque por el momento los servicios de Apolo son gratuitos tanto para el consumidor como para los despachos, en el futuro se cobrará una pequeña cuota al cliente y un porcentaje al despacho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *